TOMAR DECISIONES ACERTADAS

                                    

resized_650x365_origimage_568066

                                

 

Sea lo que sea que decidas hacer, asegúrate de que te haga feliz.                                   Paulo Cohelo


Todo lo que hacemos y somos en la vida es el resultado de nuestras decisiones. Aunque podamos pensar que algunas situaciones en las que nos encontramos nos han sido impuestas (por algo o alguien), en realidad ha sido decisión nuestra, el aceptarlas.

A lo largo del día tomamos muchas decisiones, a menudo sin darnos cuenta, porque no alteran demasiado nuestra rutina.

El problema surge cuando nos enfrentamos a la toma de una decisión que va a modificar nuestra vida. Entonces tenemos miedo al cambio, miedo a equivocarnos y surgen las dudas.

Para tomar una decisión acertada es importante tener en cuenta lo siguiente:

– Tenemos que estar seguros de que es algo que queremos realmente y no algo para salir de una situación que no queremos. Ha de ser algo a lo que aspiramos y que nos ilusione.

– Cuando imaginamos lo que nos aportará, debemos comprobar nuestros sentimientos y dejar actuar la intuición. Una decisión acertada nos hará sentir felices y seguros.

– Nunca se debe tomar una decisión solo para agradar o hacer feliz a otra persona. Esto sería un auto-engaño que podría generar muchos problemas.

Cuando la decisión no nos aporta paz, abundancia y felicidad es que no nos conviene y siempre la podremos modificar. Los errores son aprendizajes para encontrar el camino correcto.

                                        

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.